Esta es buena, pero buena en serio.

Tarta de rúcula y jamón crudo

Ingredientes:

– 300 g de masa integral (la enseñé mil veces pero serán 1001 si es necesario).
– 200 g de jamón crudo
– 200 g de queso gruyere
– 1 atado de rúcula
– 150 g de tomates secos
– 3 huevos
– 300 g de crema
– 1 cabeza de ajo (no se asusten, lean el procedimiento antes)
– 1 limón
– sal (muy poca, o nada) y pimienta (mucha)

Procedimiento:

– Envolver la cabeza de ajo en papel de aluminio y cocinar en el horno a 180° hasta que esté blanda. Reservar.
– Forrar un molde de 26 cm de diámetro con la masa.
– Hidratar los tomates secos en poca cantidad de agua.
– Mezclar en un perol la crema, la pulpa de ajo asado, sal, pimienta, ralladura de medio limón y los huevos.
– En otro recipiente colocar tiras de jamón crudo cortadas con los dedos, rúcula, los tomates secos fileteados, aceite de oliva, pimienta y gotas de jugo de limón. Mover como si estuviéramos condimentando una ensalada y distribuirla sobre la masa.
– Rociar por encima el ligue de ajo asado, salpimentar apenas, rociar con oliva y cocinar durante 30 minutos, primero en el piso inferior del horno y, luego, en el de arriba hasta que la tarta esté firme y dorada.

#Lambertips:
-El ajo cuando se cocina así pierde lo fuerte y se vuuelve dulce por eso no hay que temerle a la cabeza de ajo entera.
-La tarta de la foto es doble receta y está preparada en un molde rectangular.